miércoles, 20 de mayo de 2009

COJITO



Este pobre perro llegó con su pata a rastras. Suponemos que un coche lo atropelló. El caso es que cuando lo encontramos su fractura ya había soldado y ya nada se puede hacer por enderezar su manita.

La perrera no es sitio para él. Cuando anda arrastra la pata y ésta roza contra el suelo. Poco a poco se va haciendo heridas y éstas se infectan. Sufrimos mucho por verlo así.

Él es un encanto, muy cariñoso y obediente. Es súper simpático.

Tiene aproximadamente 4 años y medio de edad y es muy pequeño.

Pensamos que si alguien lo adopta podría hablar con un zapatero y que éste le hiciera una especie de zapato. De éste modo, sería el zapato el que rozaría contra el suelo y no su patita.


Por favor, si alguien puede acogerlo, que se ponga en contacto con nosotros.

Teléfono móvil: 610 986 037
e-mail: recal@telefonica.net

domingo, 3 de mayo de 2009

CACHORRITA LANZADA AL TEJADO DE LA PERRERA

Sinceramente, el ser humano nunca deja de sorprendernos, y, la mayoría de las veces... para mal. A la pequeña de la foto la encontramos en el tejado de la perrera cuando fuímos el lunes a abrir las instalaciones. Desde cuándo llevaba allí no lo sabemos, quizás desde el sábado a la una de la tarde que fue cuando cerramos o quizás desde el domingo.

El caso es que no paraba de gemir y llorar y por eso la descubrimos, allí arriba, solita y muerta de miedo.

Ni ponernos a pensar queremos en qué hubiera pasado si, en vez de caer a la zona techada, hubiera ido directamente al suelo, a la parte descubierta, con la altura que hay lanzandola a través del muro. Hubiera muerto probablemente a causa del impacto. Sin embargo, esta posibilidad pareció no importarle a quien la abandono de esta manera, cruel e inhumana.

La peque me dio tanta pena cuando la ví aquella mañana que me la traje a casa.

Por suerte, pronto encontramos una familia para ella.

Sin embargo, no todos los perros de la perrera tienen un final feliz. Necesitamos hogares para ellos. Por favor, quien pueda hacerse cargo de alguno, que se ponga en contacto con RECAL. En la noticia posterior podeis ver la actual situación de la perrera.

Teléfono móvil 610 986 037
e- mail recal@telefonica.net